Carne de membrillo

Ingredientes

• Membrillo • Azúcar (1 kg de membrillo, 750 g de azúcar) • Una poquita canela • Unos clavos

Limpiamos los membrillos hasta que queden bien limpios (no hace falta pelarlos). Los cortamos y les sacamos el corazón y las semillas, los pesamos y los ponemos en un recipiente para hervirlos con poca agua y, cuando estén blandos, con la batidora, hacemos una pasta muy fina. Una vez hecha la pasta le añadimos el azúcar, la correspondiente al peso, y lo ponemos todo, añadiéndole la canela y el clavo, a cocer a fuego lento hasta que se espese y coja el color oscuro típico de la carne de membrillo. Esto lo podemos hacer cada día un ratito mientras estemos cocinando otras cosas y así aprovechamos el tiempo. (Hemos de ir vigilando para que mientras hierve no nos salpique pues la quemadura duele mucho, por lo cual es recomendable usar mangas largas y una espátula que sea bien larga). Una vez acabada la cocción, retiramos la rama de canela y los clavos y ponemos la masa en un recipiente plano. Lo dejamos que se vaya secando y lo mantenemos tapado con un trapo. Combina con muchas cosas, ensaladas, quesos, chutneys...

Comentarios

No hay comentarios

Deja un comentario

© 2004–2020 Les Receptes de la Lola